Poema a la caña

 

"Dorondón, arundo y fonda,
entre amargores de antaño,
cuando el abuelo, cansado, encorvado,
cortaba en el ribazo mientras liaba un pitillo, angustiado,
leyendo el viento,
prendiendo el tiempo.
 
Cañaveral, paisaje y ronda,
vivencia de niñez ruda,
cuando el niño, nervioso, asustado,
jugaba a ser soldado, escondico, tierra mojada,
oyendo el viento,
soñando los momentos.
 
......
 
Y en el arder primaveral el sol anuncia,
la inhóspita vida de sus verdes llantos.
 
Cuando el órgano magistral del elemento,
silva y solla en la cruzada del despertar.
 
Altiva caña,
te gloso y veo.
Altiva caña,
seca,
yerma,
que embelesas virtuosos,
y adornas los campos de nuestros recuerdos"
20/10/2010 12:59 mestizo #. RAFAEL ROJO LIBANÉS

Comentarios » Ir a formulario

mestizo

No hay comentarios

Añadir un comentario



No será mostrado.

(opcional)